noviembre 26, 2021
22.2 C
Havana

Vittoria de Saboya, aspirante a reina de una monarquía que no existe

En la disputa por el trono, sin que se haya restaurado siquiera la monarquía en Italia, hay un rostro de mujer que enciende la polémica pasada y futura, gracias a la modificación de una ley medieval

Foto: Vanitatis

Texto: Darcy Borrero

Vittoria Cristina Chiara Adelaide Maria podría convertirse en la primera mujer en 1000 años en recibir la autoridad para liderar a la Casa de Saboya debido a que en un decreto formal de 2019, el “Duque de Saboya, Príncipe de Nápoles y por la gracia de Dios heredero directo del Jefe de la Casa Real de Saboya”, modificó una ley medieval que durante siglos permitía la sucesión en su línea real únicamente a los herederos varones.

Aunque cualquiera pudiera pensar que esa es la piedra más difícil en el camino de la princesa Vittoria al trono, hay un obstáculo mayor al que ella y su familia tendrán que sobreponerse si se toma en cuenta que lo que se reclama en este caso es el título principal de una monarquía extinta.

De ahí que cuando Vittorio Emanuele di Savoia, el hijo del último rey de Italia, elige a su nieta adolescente para que eventualmente encabece la Casa Real, le está pasando un balón demasiado grande e incómodo de sortear. Quizás, más que un asunto de Estado y política, el abuelo Vittorio Emanuele di Savoia, lo viera como un gran regalo de cumpleaños para Vittoria.

“Fue el mejor regalo que me pudo dar”, dijo Vittoria, ahora de 17 años e influencer en Instagram, desde su casa en París. Pero estos no son tiempos de cuentos de hadas ni es todo color rosa. Mientras el padre de Vittoria en Montecarlo, la madre en París y sus abuelos en Gstaad celebraban su ascenso a la cima de la posible familia real de Italia, una rama rival de Saboya, declaró la guerra: “Totalmente ilegítimo”, dijeron, de acuerdo con una crónica publicada en The New York Times.

Parece, no obstante, que la discusión de la legitimidad no le quita el sueño al padre de Vittoria, Emanuele Filiberto, al decir que no tenía hijos y la familia necesitaba un jefe de la casa real para ejecutar sus órdenes históricas.

Emanuele Filiberto se centró en el posible retorno de la monarquía al decir: “Nunca digas nunca”. Obviamente la monarquía no regresaría “mañana”, precisó y añadió: “también tenemos muchas personas que están viendo a la familia con un posible regreso”.

En cambio la crónica del Times, escrita por un periodista basado en Italia, indica que pocos italianos quieren la restauración monárquica, ni siquiera en Carignano, hogar ancestral de la rama de la familia de Vittorio Emanuele, de la que Vittoria se convirtió en princesa cuando cumplió los 16 años.

Según la misma fuente, adolescentes, compradores de mediana edad y ancianos que caminaban cerca de la Piazza Savoia —antes hogar de un castillo, ahora un estacionamiento— dijeron que nunca habían oído hablar de la candidata a reina.

El historiador local Paolo Castagno, de 59 años, entrevistado por el reportero, sí sabía algo sobre Vittoria y la disputa familiar por su ascensión. “Solo los herederos al trono, dijo, controlan las órdenes que distribuyen títulos nobiliarios a cambio de pagos lucrativos a la familia. Al cambiar la ley de sucesiones, Vittorio Emanuele aseguró a su sucursal un futuro flujo de ingresos y prestigio”, declaró Castagno, quien ve el dinero como una motivación para este cambio que da un vuelco a 1000 años de historia.

Por su parte, los Saboya se lavan las manos al enunciar que para cambiar el orden de sucesión solo tienen “motivaciones altruistas” como “abrazar los valores de la Unión Europea y promover los derechos de las mujeres”.

Emanuele Filiberto destaca que las monarquías que quedan en Europa, comenzando por Gran Bretaña con la reina Isabel y la historia que la precede, posicionan a mujeres. Son casos reales con un historial de empoderamiento femenino más imponente que el Parlamento de Italia, donde las mujeres están notoriamente subrepresentadas, dijo el padre de la reina en proyecto.

Para quien se anime a seguir esta saga de coronas, princesas y reinos, hay más sorpresas: Emanuele Filiberto, quien ya tiene sobrada experiencia en medios audiovisuales, está creando actualmente una serie similar a The Crown sobre su abuela, Marie-José de Bélgica, la última reina que tuvo Italia y la mujer que trató de enfrentarse a Benito Mussolini y Adolf Hitler.

Nacida el 4 de agosto de 1906, la hija del rey Alberto I de Bélgica y la duquesa Elizabeth de Baviera fue nombrada Marie-José Charlotte Sophie Amélie Henriette Gabrielle de Bélgica. Durante la Primera Guerra Mundial estudió en un convento de Essex. Luego se mudó a Florencia, Italia donde estudió en un internado de niñas y conoció al que sería su esposo, el príncipe Umberto de Italia. Con él se comprometió siguiendo la tradición de matrimonios arreglados por sus padres y se casaron en 1930.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

cuatro × 4 =

Último minuto