noviembre 26, 2021
23.2 C
Havana

Avanzan acciones legislativas de los republicanos para limitar acceso de votantes en EEUU

La batalla por el acceso al voto se ha inclinado hacia las limitaciones que demanda el partido republicano, impulsor de medidas restrictivas en dos estados clave (Florida y Texas) que suman 70 votos de colegios electorales.

Texto: Darcy Borrero

De acuerdo con un reporte analítico de The New York Times sobre nuevas restricciones del acceso a las votaciones en Estados Unidos después de las elecciones de noviembre, Florida y Texas se convirtieron en los últimos estados en avanzar hacia la limitación de dicho acceso, uniéndose a las medidas respaldadas por los republicanos en Georgia, Montana e Iowa. Otros estados, incluidos Arizona, Michigan y Ohio, están considerando sus propios proyectos de ley al respecto.

El jueves último, el gobernador de Florida, Ron DeSantis, firmó una ley que restringe las papeletas de voto ausente, aun cuando este ha sido un método popular de votación en el estado. Asimismo, el nuevo marco regulatorio amplía una norma actual que prohíbe a los grupos externos realizar escrutinio cerca de los lugares de votación. Los críticos dicen que la nueva ley dañará desproporcionadamente a las personas afroamericanas, latinas, a las comunidades indígenas y a las de origen asiático.

Por su parte la Cámara de Representantes de Texas aprobó la semana anterior una medida similar a la de Florida. Con esta empoderaría, según el Times, a los observadores electorales partidistas. “Si el gobernador Greg Abbott firma el proyecto de ley, que él apoya, Texas se convertirá en uno de los estados más difíciles de la nación para votar”, se lee en el texto.

Estas nuevas y radicales medidas, a juicio del corresponsal político del Times, se hacen eco de la “narrativa ficticia de Donald Trump y sus aliados de que el sistema electoral está amañado en su contra”.

Hay que recordar en este sentido cómo el expresidente pedía a sus simpatizantes que votaran presencialmente y no por correo electrónico como se sugería debido a la crisis sanitaria desatada por la COVID-19. A pesar de la masividad de sus electores en las urnas, el demorado resultado de las elecciones debido a retrasos en el conteo de votos electrónicos, dio amplio margen de victoria a Joe Biden.

Para el analista del Times, entre las nuevas leyes, la difamación de la representante Liz Cheney y un “recuento extraño” en Arizona, ha quedado claro “cuán absoluto sigue siendo el control de Trump sobre los republicanos”.

Del lado del partido demócrata pareciera no haber una estrategia legislativa o legal efectiva, nos hace ver el analista, aunque asegura que los demócratas están “presionando a sus aliados en Washington y tratando de energizar a los partidarios antes de las elecciones de mitad de período de 2022”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

cuatro + dieciseis =

Último minuto