noviembre 26, 2021
23.2 C
Havana

El euro saca pecho en el mercado cubano

Texto: Redacción Cuba Noticias 360

Hace algunas semanas analizábamos el panorama cambiario de las divisas en Cuba en llamado reordenamiento económico cubano y  el incremento del dólar frente a la moneda nacional. El ángulo de reflexión ha cambiado a partir de la regulación que impide a los cubanos depositar dólares en los bancos nacionales, una moneda que les permitía— a los que la poseen—realizar transacciones en el territorio nacional y especialmente comprar en las tiendas MLC.  El escenario económico ha cambiado velozmente en los últimos meses, el euro se ha sentado en el trono de las monedas extranjeras en la isla y el valor del dólar, tras un principio en que parecía iba en caída libre, se ha mantenido, robusto, sobre los 60 cup y con tendencia al alza.

Los pronósticos iniciales respecto al cambio del dólar en relación al cup fueron tan variables como el propio valor de la moneda estadounidense.  En el mercado negro, revísese sitios como Revolico, Porlalivre o grupos de Telegram y WhatsApp, dedicados al intercambio de divisas, se comenzó a canjear a precios bastante bajos teniendo en cuenta el costo anterior que rondaba los 70 cup. No fueron pocos los usuarios que lo ofertaron a 35 o 40 pesos, acompañados de mensajes que aseguraban iba a continuar  bajando.

Otros clientes de estos sitios no fueron menos y llamaban al cambio urgente porque el dólar iba a venderse a mínimos en muy poco tiempo. Nada de esto sucedió a pesar del esfuerzo inicial tanto por el gobierno para frenar o eliminar su circulación como por los que trataron de aprovechar la incertidumbre para obtenerlo a los precios  más bajos posibles, con el fin, quizás, hasta de revenderlo cuando las aguas tomaran su nivel.  La moneda estadounidense se repuso de su fractura inicial como habían previsto muchos economistas y comenzó a subir, como dijimos, hasta situarse sobre la franja de los 60 cup.

Lo que era de esperar era el incremento del euro que se mantiene sobre los 77 cup y llega incluso a venderse a 80, o a mayores cifras. En este momento se puede asegurar que hay más demanda que oferta de esta moneda en Cuba debido a una radical disminución del turismo europeo por la pandemia de COVID-19, que dicho sea de paso vive en Cuba un periodo alarmante por el descontrolado número de contagios. 

Este contexto monetario también ha afectado considerablemente a la emigración cubana radicada sobre todo en Estados Unidos. Las televisoras desde el país norteño, sobre todo desde la Florida, traen noticias sobre un importante incremento en la venta de  euros,  inédito en este tipo de transacciones. La lógica de estos giros canjearos responde evidentemente al envío de remesas a los familiares en la isla cuyo principal fin es que estos subsistan o vivan lo mejor posible en medio de la grave crisis económica del país. Y para esto necesitan recibir euros que les permitan comprar en las tiendas MlC los productos que el gobierno no oferta en el resto de la red de tiendas o en la llamada libreta de abastecimiento.

El entramado es bien complejo y da para más de un análisis a profundidad. Si bien el gobierno de la isla aclaró que tomaba la medida de eliminar “temporalmente” el depósito de dólares en los bancos, porque el embargo de Estados Unidos dificulta su uso en el sistema bancario internacional, muchos cubanos no han llegado a comprender a cabalidad esa medida, que no ha sido muy bien vista tampoco por prestigiosos economistas.

“En una economía donde la tasa oficial no es relevante para los individuos, donde la confianza en la moneda local es baja, y donde el mercado en moneda extranjera sigue creciendo, es muy importante la tenencia de divisas como medio de intercambio y de ahorro. La medida “destrona a un rey” (USD) para instaurar otro, muy probablemente el euro. Y si el Estado no se ocupa del cambio entre esas monedas y del cambio entre estas y el CUP, el mercado informal se encargaría de hacerlo. Los actuales USD no van a evaporarse. Adicionalmente, la medida parecería considerar un escenario de depósitos sustanciales de USD antes del 21 de junio, lo cual pudiera devaluar el CUP aún más en el corto plazo en el mercado informal, pero no queda claro si tal escenario se materializaría”, dijo el destaco economista Pedro Monreal a la revista OnCuba. 

“A más largo plazo, pudieran devaluarse el USD y el CUP frente al euro. La medida también dificultaría las condiciones para el financiamiento del sector privado nacional, incluyendo la producción agropecuaria, en medio del delicado proceso de recuperación de la crisis actual”; apuntó.

La imposibilidad de los cubanos para depositar dólares desde la isla en las tarjetas MLC llevó a muchos a pensar que la afluencia a las tiendas en divisas podría disminuir, pero en recientes recorridos de Cuba Noticias 360 por estos establecimientos comparábamos que las colas de se mantienen más o menos igual y las ofertas en sus anaqueles sin variaciones ostensibles.

Los dólares como vaticinaron varios economistas tampoco se han despedido del mercado cubano. Ahora lo compran especialmente los que viajan al exterior, entre ellos muchas personas que siguen ejerciendo el oficio de “mulas” para traer mercancías que en la Cuba de hoy son prácticamente imposibles de obtener. De ahí que se vendan a un precio desmedido en un mercado informal que hay que tener en cuenta para tomarle el puso real a la economía cubana.

Es fácil avizorar que el euro seguirá reinando entre las divisas extranjeras en la isla  y que su precio respecto al cup puede mantenerse al alza. El problema principal es que el acceso a esa moneda seguirá vetado para la mayoría de los cubanos, sobre todo para esos que ganan aún un bajo salario que les impide cubrir la mayoría de sus necesidades económicas y que siguen viendo el acceso al euro y a las tiendas MLC como un sueño lejano o imposible.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

ocho + 2 =

Último minuto