octubre 26, 2021
24.2 C
Havana

Presidente de Uruguay arremete contra Miguel Díaz-Canel y Nicolás Maduro en VI Cumbre CELAC

Texto: Redacción Cuba Noticias 360

La Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC) desarrolló en el día de hoy su sexta cumbre contando con la presencia de más de una decena de mandatarios.

Destacaron la llegada a la capital mexicana de los presidentes de Venezuela, Perú, Cuba y Uruguay; notándose la ausencia del chileno Sebastián Piñera, el colombiano Iván Duque, el brasileño Jair Bolsonaro y el argentino Alberto Fernández.

Según el diario El País el presidente venezolano llevaba sin salir de Venezuela desde que en 2020 Estados Unidos pidiera una recompensa de 15 millones por su captura bajo la acusación de narcoterrorismo, motivo quizás por el cual su presencia no estuvo totalmente confirmada hasta su aterrizaje casi sorpresivo.

El anfitrión López Obrador ha pedido crear en la región latinoamericana “algo similar” a la Unión Europea (UE) en aras, además, de sustituir la OEA. Parte de la agenda de la reunión estaría enfocada a la creación de un fondo de desastres para América Latina, ante los impactos del cambio climático; la elección de un nuevo presidente pro tempore, cargo que ostenta México desde enero de 2020; y darle continuidad al convenio constitutivo de la Agencia Latinoamericana y Caribeña del Espacio (ALCE), pendiente a la fundación del organismo. No obstante, otros episodios transcurridos en el marco de la cumbre acapararon titulares.

Las diferencias políticas e ideológicas colmaron de tensión el encuentro. Los presidentes de Paraguay, Mario Abdo Benítez, y de Uruguay, Luis Lacalle Pou no ocultaron su incomodidad en compartir el espacio con Maduro y Díaz-Canel.

El mandatario venezolano, como suele hacer en este tipo de encuentros, salió no solo en defensa de su gobierno sino también del imperante en Cuba: “debemos pasar la página del divisionismo que se insertó en América Latina, del acoso a la revolución bolivariana y ahora del acoso incesante a la revolución cubana y a la revolución nicaragüense”; y como intento de hacerle frente a parte de los participantes, añadió: “tendríamos suficientes piedras que tirar contra algunos de ustedes, pero no vinimos a tirar piedras”.

Pero el momento más acalorado de la cita fue, sin lugar a dudas, el enfrentamiento protagonizado por el presidente cubano y el uruguayo Luis Lacalle tras concluir la ronda de participación de todas las naciones asistentes. Este último recurrió a la canción “Patria y Vida” para señalar la represión en Cuba, a cuyo gobierno catalogó como “régimen”. Díaz-Canel, no calló y llegó a acusar a Lacalle de neoliberalista, ignorante e incluso de su mal gusto musical.

Sin embargo, la mala dicción y pocas habilidades para improvisar del gobernante cubano frente al discurso de Lacalle mirando a cámara, pudieran resultar una batalla desigual desde un enfoque de comunicación política.

“Si el presidente Lacalle quiere discutir cosas con nosotros que busque un espacio”, concluyó el mandatario cubano en la que fue su primera participación en la cumbre de la CELAC; pero ya no le fue concedida la palabra al uruguayo. El canciller mexicano Marcelo Ebrard tuvo que intervenir para que no se saliera de control la situación.

Así transcurrió esta jornada, que si algo dejó fue las posturas bien claras.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

diez − siete =

Último minuto