diciembre 2, 2022
25.2 C
Havana

¿Qué debes saber sobre las MIPYMES y las nuevas normativas de las cooperativas no agropecuarias y el TCP?

Foto: Roy Leyra | Cuba Noticias 360

Texto: Redacción Cuba Noticias 360

Por primera vez en Cuba se permitirá la creación de micro, pequeñas y medianas empresas (Mipymes), según consta en un paquete normativo publicado recientemente en Gaceta Oficial, que además establece cambios en el funcionamiento de las cooperativas no agropecuarias y del trabajo por cuenta propia.  

En este compendio legislativo, que entrará en vigor 30 días después de su publicación en Gaceta, es decir el venidero 18 de septiembre, aparece otro aspecto novedoso. Por primera vez se regula un actor económico que responde a diferentes tipos de propiedad, toda vez que las mipymes pueden ser estatales, privadas o mixtas (unión de las dos primeras).  Sin embargo, para la creación de las mixtas, se deberá esperar por el surgimiento de las estatales y privadas.

Según la propia viceministra de Economía y Planificación, Johana Odriozola Guitart, el objetivo fundamental es lograr que las mipymes se inserten de manera activa en la vida económica del país. “Es aportar por la  transformación productiva y que no sean como algunos casos de América Latina donde tienen un carácter de subsistencia. No solo queremos que tengan un impacto en el empleo, sino también en el producto interno bruto. Queremos crear nuevas industrias, nuevos servicios que no existían”.

Está claro que hay grupo de elementos que no están recogidos en las recientes normas, por ser disposiciones de cumplimiento general, sobre la base de leyes preexistentes, como es el caso de la importación o exportación o las regulaciones para la inversión extranjera.

En el caso del cooperativas no agropecuarias, un actor económico que funcionaba en Cuba de forma experimental desde 2013, disponen ahora de un texto jurídico con regulaciones aligeradas, en consonancia con las de las micro, pequeñas y medianas empresas.

Lo novedoso es que se eliminan el reglamento y las actuales restricciones como el número de socios y el alcance territorial. “Un actor más social, donde todos los socios son dueños y la riqueza se reparte en función del trabajo aportado”.

Según datos oficiales en la actualidad hay en el país unas 602 000 licencias de trabajo por cuenta propia, y a partir de las nuevas disposiciones muchos titulares deberán convertir su negocio en mipymes o CNA.

El TCP se conceptualiza como trabajador autónomo que puede contratar familiares o tres personas, cuando exceda esa cifra sería una empresa o cooperativa. Los titulares tendrán un año para la conversión.

Trabajo por cuenta propia: ¿qué hay de nuevo?

El Decreto-Ley 44 establece como cambio más significativo la definición del cuentapropismo,  al verse ahora como un trabajo que se realiza de forma autónoma, aunque el titular puede contratar hasta tres empleados. 

Ahora pueden ser TCP personas naturales, mayores de 17 años, y ciudadanos extranjeros residentes en Cuba. Además, las nuevas regulaciones actualizan las disposiciones sobre esta forma de gestión, que quedan unificadas en una sola norma de rango superior.

Yudelvis Álvarez, directora jurídica del MTSS,  informó que se establece un régimen especial de Seguridad Social para los TCP, las cooperativas y las mipymes.

Es obligatorio la afiliación al régimen especial, para ejercer la actividad y recibir los beneficios. Pero hay excepciones con los sujetos protegidos por el régimen general o por cualquier otro régimen especial; los familiares de los TCP; trabajadoras de 60 años y trabajadores de 65 o más.

También se amplía la cobertura: enfermedad y accidentes de origen común o profesional; maternidad, invalidez total, vejez y  en caso de muerte se protege a la familia.

En cuestiones de financiamiento,  la contribución de los afiliados al régimen especial se fija en el 20% de la base de la contribución seleccionada. Se propone una nueva escala de la base de contribución, que comienza con los 2 000 pesos y se amplía hasta 9 500 pesos.

Ciertamente, un nuevo escenario se configura en Cuba para el emprendimiento privado. Las anteriores normativas constituyen un paso de enormes proporciones que, a pesar del crítico momento que atraviesa nuestro país, impactarán de forma positiva en la economía cubana.

Para conocer muchos más de estas disposiciones, puedes consultar el resumen hecho por AUGE,  un consultoría para emprender en Cuba, quien deja detalladamente qué cambia, cómo se estructura, cuáles son los beneficios y a qué lugares debo dirigirme para emprender un negocio con esta modalidad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here