abril 12, 2024
24.2 C
Havana

¡La Recarga MIXTA más barata aCuba! 😍

Del 5 de abril al 30 de abril ¡En Cuba recibirán 2500 CUP Saldo Principal con Internet Ilimitado de 12 am a 7 am!

Recargar ahora

Tres periodistas han fallecido durante la cobertura del Mundial de Qatar

Texto: Redacción Cuba Noticias 360

El Mundial de Fútbol de Qatar ha traído más de una polémica, entre ellas la muy triste muerte de tres periodistas que se encontraban dando cobertura informativa al evento.

La Asociación Internacional de la Prensa Deportiva (AIPS) informó este lunes del fallecimiento del fotoperiodista qatarí Khalid Al-Misslam, de 44 años. Además, hace tres semanas se conoció la muerte del británico Roger Pearce, de 65 años, y el viernes se comunicó el deceso de Gran Wahl, mediático periodista estadounidense cuya familia ha declarado sus sospechas de que el profesional podía haber sido asesinado tras su detención por llevar una camiseta a favor de los derechos LGTBIQ+.

Al-Kass TV, el medio para el que trabajaba Al-Misslam, informó que el fallecimiento fue repentino y, aunque las circunstancias de su muerte no han sido aclaradas, la AIPS ha señalado que no estaba trabajando en el momento de la misma y que la causa sería un ataque al corazón.

El 21 de noviembre, el segundo día del Mundial, falleció el periodista británico Roger Pearce, quien era el director técnico de la cadena ITV y comenzaba a cubrir el que sería su octavo Mundial. 

Según anunció el presentador de la cadena británica Mark Pougatch: “Roger era una figura muy respetada en la industria de las retransmisiones deportivas y para ITV fue fundamental en la planificación de logística y la cobertura de la Copa del Mundo”.

Por otra parte, la primera muerte que trascendió mediáticamente fue la de Grant Wahl, un muy conocido periodista estadounidense de 48 años que falleció mientras cubría la prórroga del partido entre Países Bajos y Argentina el pasado viernes a causa de “algún tipo de problema cardíaco”, según detalló su agente.

Días antes, a Wahl se le había negado la entrada en un estadio por portar una camiseta con el arcoíris en apoyo al colectivo LGTBIQ+, razón por la cual estuvo brevemente detenido. 

Según relató en un video su hermano, Eric Wahl, el periodista estaba sano: “Me explicó que había recibido amenazas de muerte. No creo que mi hermano simplemente haya muerto. Creo que fue asesinado”.

No obstante, este lunes retiró sus sospechas y manifestó su confianza en que las autoridades estadounidenses le den respuestas sobre las causas del fallecimiento.

Los restos mortales de Wahl fueron repatriados a EE.UU. a petición de sus familiares para realizarle una autopsia y, según el portavoz de la diplomacia estadounidense, el cuerpo no presenta señales de una muerte violenta.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí