junio 12, 2024
28.2 C
Havana

¡La Recarga 12X más barata aCuba! 😍

Del 10 de junio al 16 de junio ¡En Cuba recibirán 6000 CUP de Saldo Principal!

Recargar ahora

Más de 30 «cazadores de oro» detenidos por minería ilegal en Cuba

Foto: Enrique Atienzar Rivero | Facebook

Texto: Fede Gayardo

Más de 30 cubanos, llamados “cazadores de oro”, están siendo procesados por la justicia tras verse envueltos en ilegalidades relacionadas con la extracción de este metal precioso en Camagüey. 

Según una nota del medio estatal Cubadebate, “los órganos del Ministerio del Interior, de la Policía, la Fiscalía y los Tribunales, con la colaboración del pueblo, no han permanecido cruzados de brazos”.

Las acciones aseguran que “el fenómeno ilícito se encuentra bajo control, fundamentalmente en los municipios de Guáimaro y Camagüey, en el primero, donde la mina San Jacinto fue tomada como blanco para cometer las fechorías”.

Por su parte, la Presidencia del Tribunal Provincial Popular informó que se procesaron nueve casos por actos contra recursos naturales y económicos.

Estos hechos delictivos están previstos en el artículo 317, apartado dos del Código Penal, y establece sanciones de privación de libertad, de seis meses a dos años, o multas de 200 a 500 cuotas o ambas.

El texto amplía que a más de 30 personas se les aplicaron las medidas penales, “de acuerdo a las características personales de cada acusado, la lesividad social de los hechos, sin son primarios, reincidentes o multirreincidentes, más la conducta social en el área de residencia”.

Asimismo, el citado medio insiste en que “no existen elementos de prueba, todo cae en el campo de la especulación de que el pregón por los barrios de la ciudad: compro piezas de oro y de plata esté asociado con los ‘cazadores’ de oro por si alguien lo pensó”.

Esta minería furtiva muestra también consecuencias negativas para la economía de la isla, las cuales se han visto reflejadas en la Empresa Geominera Camagüey por el impacto ambiental a causa de las extracciones ilegales en la mina San Jacinto.

Por último, la nota refleja que los llamados cazadores de oro “tratan de imitar a nuestros dignos ancestros que acudían a las orillas de los ríos y arroyos a buscar alimentos, como peces, para el sustento diario y hallar el preciado mineral con medios artesanales”.

No obstante, aclara que “la fiebre actual por el oro no es la misma, está inducida hoy a buscar pretextos para un negociazo y actuar al margen de las leyes”.

Entre las afectaciones provocadas por esta extracción ilegal se encuentran el uso de productos químicos, como el mercurio, el cual causa severas afectaciones de las aguas subterráneas y embalses de consumo humano y en las siembras de cultivos.

Además, se advierte de otras consecuencias peligrosas para la vida humana como “la posibilidad de contraer cáncer en la piel, fenómenos respiratorios y malformaciones en los fetos”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí