julio 4, 2022
27.4 C
Havana

Doctor Álvarez Cambras confiesa en entrevista, que la forma en que operaron a Fidel Castro “no fue la mejor”

Foto: Miguel Fernández / Sputnik

Texto: Redacción Cuba Noticias 360

El doctor en ortopedia Rodrigo Álvarez Cambras confesó en una entrevista al periódico El confidencial, que la decisión del procedimiento realizado al líder histórico Fidel Castro Ruz en el año 2004 “no fue la mejor”.

“Ojalá lo hubiera operado yo. Estaba en México dando un curso sobre fijadores cuando eso sucedió. Me enteré y lo que hice fue ir al aeropuerto, buscar un pasaje y salir para acá. Pero cuando llegué ya habían terminado de operarlo. Era una gran fractura. Los compañeros que lo operaron son buenos cirujanos, pero la decisión que tomaron en mi opinión no fue la mejor. Cuando un hombre tiene la edad que tenía Fidel no puede estar en cama. Si le reconstruyes la rótula para dejarla perfecta, debe tener un yeso enorme acostado en una cama durante meses. Y ese tiempo con la edad que tenía Fidel, es demoledor. Yo le hubiera reconstruido el ligamento, coloco una rodillera y a la semana lo pongo a caminar”, expresa Álvarez Cambra en la entrevista publicada por el medio de prensa.

El médico, al que aún se le conoce como el padre de la ortopedia cubana, pese a intentos de borrar su obra luego de su destitución en 2016, diseñó y patentó en 28 países el fijador externo multifuncional RALCA, con el que ayudó a miles de pacientes. Fundó y dirigió el Complejo Ortopédico Frank País hasta convertirlo en un centro de referencia internacional. Durante más de 40 años, la presencia del doctor Álvarez Cambras en los medios cubanos era habitual. Cumplidos los 82 años, en 2016, fue destituido personalmente por el entonces ministro de Salud, Roberto Morales Ojeda, como director del Frank País.

En ese sentido, el médico también habló de la relación de Morales Ojeda con su destitución y con el uso del fijador multipropósito en Cuba. “Entre otras cosas el ministro este (Roberto Morales Ojeda) prohibió los fijadores. No podía, me dijeron, comprar los aceros porque eran caros. No los prohibió, pero ya no hay fijadores RALCA”.

Algo parecido ocurre con otro invento suyo: la prótesis de cadera cubana. “Yo traje por primera vez la prótesis de cadera que se hacía en Francia, que era sencilla. Pero cuando empezamos a trabajar vimos que no cubría las características físicas de nuestro pueblo. Decidimos empezar a estudiar estas características haciendo placas, comparando. Todo para buscar una prótesis que se adaptara a la población cubana.”

Al lograr la adaptación cubana, cuando Morales Ojeda asumió como ministro de Salud, prohibió la compra de los materiales para fabricarla, por lo que Álvarez Cambra relata que “compraron unas fabricadas en Granada, en España, que después que las trajeron hubo que botarlas [tirarlas] porque se oxidaban, no servían. Y la mía no la compraron más. Hay una lista de gente esperando por prótesis de cadera y sufriendo en este país, miles y miles. Si no compran las mías que compren por lo menos una buena”.

Actualmente Roberto Morales Ojeda es miembro del Buró Político y secretario de Organización y Política de Cuadros del Comité Central del Partido Comunista de Cuba.

El ortopédico también narra su relación con el ex líder iraquí Sadam Huseín, y cómo de esta salieron tratos beneficiosos para la economía cubana. La entrevista también narra cómo actualmente ninguno de los inventos de Álvarez Cambras se produce hoy en Cuba y el hospital ortopédico que creó adolece de los insumos más básicos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

19 − seis =

Último minuto