octubre 26, 2021
24.2 C
Havana

Mucho ruido y pocas nueces

Texto: Manolo Vázquez

Un deslucido Paris Saint-Germain, en su debut en la temporada de Champions League, dejó la ventana abierta a cambios necesarios en la gestión táctica. Solo un disparo entre los tres palos del tridente Neymar-Mbappe-Messi, estrellado por el argentino en el travesaño, fue lo poco para destacar dentro de la gran expectativa que generaba esta fusión de jugadores desde que se conoció la noticia del fichaje estrella del verano: el rosarino camiseta número 30.

El tridente debutó sin brillo y con empate. Foto: GETTY IMAGES

El PSG en sus intentos de siempre atacar defendió con ocho hombres y sufrió ante un Brujas que desde lo colectivo fue mucho mejor durante los 90 minutos y sacó un empate (1-1) en su estadio, resultado sumamente valioso que bien puede pesar al cierre de la fase de grupos, pues recordemos que los parisinos suelen clasificarse casi siempre in extremis a la ronda de los cruces.

Otro choque interesante de la primera fecha de la fase de grupos fue el que involucró el retorno de Cristiano Ronaldo al Manchester United, club donde ya había militado hasta el 2009, año en el cual partió hacia el Real Madrid. El luso inició por todo lo alto su segunda etapa en Inglaterra, marcando un gol apenas en el minuto 13, pero de poco le sirvió a los discípulos de Ole Gunnar Solksjaer, que vieron como el Young Boys, con una actuación más que decente, le dio la vuelta al marcador para terminar 2-1 a favor de los campeones de Suiza, que jugaron con un hombre de más tras la expulsión de Wan-Bissaka por una falta desmedida en el minuto 35.

Igualmente acaparó titulares la diana que marcó la diferencia mínima y definitiva del Real Madrid, que no jugó bien en casa del Inter de Milán, pero a cuenta de Rodrigo en el minuto 89 los merengues sumaron sus primeros tres puntos ante el rival más complejo de la llave D, en un choque donde el arquero belga Thibaut Courtois se convirtió en figura sacando varias pelotas de mucho peligro.

Pero la nota más baja la ofreció el FC Barcelona, que vio como los alemanes del Bayern de Múnich se pasearon a baja velocidad por la Rambla, anotando tres goles, que pudieron ser más, para la pizarra final de 3-0 en el propio Camp Nou, en un duelo donde los dirigidos por Ronald Koeman no mostraron fútbol, ni tampoco actitud, evidencia clara del mal momento anímico por el que pasa el equipo culé, que en esta campaña no parece estar a la altura de la competición más importante del Viejo Continente a nivel de clubes.

Para la próxima fecha (28 y 29 de septiembre) destacan los compromisos PSG-Manchester City; Milan-Atlético de Madrid; Manchester United-Villarreal; Juventud-Chelsea y Atalanta-Young Boys.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

cuatro × cinco =

Último minuto