mayo 17, 2022
24.2 C
Havana

La medalla del consuelo

Foto: SwingCompleto

Texto: Manolo Vázquez

Cuba se llevó la presea de bronce en el torneo de béisbol que tuvo lugar dentro del marco de los 1ros Juegos Panamericanos Junior Cali-Valle 2021, tras vencer a Venezuela (9-1), el actual campeón mundial de la categoría.

El equipo de las cuatro letras se puso delante por la mínima (1-0) en la parte alta de la tercera entrada, aunque con las almohadillas llenas sin out no fueron capaces de fabricar ninguna más en ese momento, lo que generó preocupación, debido a las carencias ofensivas mostradas por los antillanos durante el torneo, pues recordemos que en la fase clasificatoria batearon para un anémico 203 de average, y en la semifinal ante Colombia se perdió (8-0) ligando solo cinco imparables.

No obstante, en la siguiente entrada del desafío por el tercer puesto la novena de la isla encontró el camino, fabricando un total de ocho anotaciones. Ariel Pestano Jr. se vistió de héroe, al conectar de 4-2 y empujar la segunda de Cuba hacia el plato, además de anotar otras dos, mientras que Guillermo García la sacó de jonrón por el jardín derecho e impulsó un par.

Naykel Cruz propinó siete ponches a Vanezuela y solo permitió un hitFoto: Redio Rebelde

La victoria se la apuntó el principal lanzador del equipo cubano –su segunda del torneo– el zurdo matancero Naykel Cruz, quien completó cinco entradas, apoyado en el control de su curva, para retirar a siete por la vía del ponche, en una salida donde solo permitió un hit y no concedió carreras. La derrota fue a la cuenta negativa de Frank de Jesús López, quien dominó a cinco antillanos con lances de strike, pero dos carreras cayeron durante su accionar (tres innings completos), aunque una de ellas fue sucia.

El dueño del centro del diamante en el cierre del encuentro fue el diestro José Santos (uno y dos tercios, una carrera permitida), al entrar en sustitución de Marlon Vega, quien no tuvo un buen relevo, pues solo sacó un out en la sexta y dejó las bases congestionadas.

Lo cierto es que, aunque se trató de una lid de menos nivel que el mundial de la categoría efectuado hace apenas unos meses en las ciudades mexicanas de Hermosillo y Obregón, donde Cuba terminó en la cuarta plaza, es justo mencionar que mientras los demás equipos acudieron a tierras cafeteras con nóminas muy similares, especialmente el local Colombia y Venezuela, ambos rivales de los nuestros en las instancias decisivas, los dirigidos por Eriel Sánchez tuvieron que armarse con figuras que ni siquiera figuran como titulares en la Serie Nacional, pues recordemos que 12 (la mitad) abandonó el equipo en suelo azteca durante la cita del orbe de la categoría.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

veinte + ocho =

Último minuto