diciembre 3, 2022
24.2 C
Havana

En el Hotel Saratoga se alojaron Madonna, Mick Jagger, Beyoncé, Katy Perry y muchos más

Foto: Roy Leyra | CN360

Texto: Redacción Cuba Noticias 360

El hotel Saratoga, semidestruido en la mañana de este viernes por una explosión a causa de un escape de gas, ha sido sitio de hospedaje de varios famosos.

El inmueble de 96 instalaciones fue fundado en 1933 y última remodelación se llevó a cabo en 2005.

En los tiempos más recientes ha servido de hospedaje a célebres personajes mundiales de la farándula. Pero desde que se inauguró, hace casi 90 años, se dio a conocer entre los mejores hoteles de la capital y recibió a famosos en distintas épocas.

La última década confirmó esa tendencia histórica. En el 2013, Beyoncé y Jay-Z celebraron allí su aniversario de bodas.  

También se hospedaron Katy Perry, Kanye West, Leonardo Di Caprio, París Hilton  y las Kim, Khloe y Kourtney Kardashian.

Ozzy Osbourne lo visitó en 2017 como turista y aprovechó para grabar un documental para ‘The History Channel’.

Karl Lagerfeld organizó y dirigió personalmente el desfile de modas en el Paseo del Prado de La Habana, siendo su primera pasarela en Latinoamérica, con la colección Crucero para la temporada 2016-2017.

También figuran en los registros del hotel Marco Antonio Solís, Rihanna y Mick Jagger en su primera visita a La Habana en octubre de 2015 cuando exploraba las posibilidades de un concierto de los Rolling Stones en la isla.

El histórico concierto se concretaría el 25 de marzo de 2016 en los campos de la Ciudad Deportiva con cerca de un millón de espectadores según los organizadores. 

Cinco meses después llegó al Saratoga Madonna para celebrar su cumpleaños 58. Lo hizo con su hija y un amplio séquito con otros familiares y amigos cercanos. El 16 de agosto, día de su onomástico, reporteros hicieron una larga espera frente a la entrada del lujoso hotel a la espera de la cantante, bailarina, compositora, actriz, empresaria e ícono estadounidense.

La que se apareció fue su hija Lola con dos jóvenes acompañantes para adentrarse en las calles de La Habana Vieja. Al rato los reporteros se cansaron y se marcharon ante lo que era a todas luces una noche infructuosa.

Ya sobre esa hora, cercana la medianoche, Madonna  no se encontraba en la Suite Capitolio del Saratoga desde la cual veía el Capitolio Nacional y el Parque de la Fraternidad.

Cerca de allí la “diva” había alquilado un conocido restaurante privado en el corazón del Centro Histórico, acordonada su periferia por la policía, mientras en la calle los vecinos del lugar se agolpaban para a lo lejos escuchar cantar y bailar a Madonna encima de una mesa, con su traje de negro.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here