agosto 17, 2022
31.2 C
Havana

Secretario Mayorkas se reúne con cubanoamericanos, ¿para qué?

Foto: La visión

Texto: Mónica Fernández

La Ermita de la Caridad en Miami fue el sitio escogido para el encuentro del Secretario de Seguridad Nacional, Alejandro Mayorkas, con líderes del exilio cubano para “reiterar el continuo apoyo de la Administración al pueblo cubano” y anunciar nuevas sanciones (¡oh, sorpresa!) contra funcionarios cubanos.

La lista de participantes es notablemente similar a la de invitados a una videollamada con el presidente Biden el pasado 19 de julio. Aunque no se ha publicado el listado completo de nombres, tres adiciones llaman la atención: Rosa María Payá, promotora de la iniciativa Cuba Decide; el alcalde de Miami, Francis Suárez; y Omar López Montenegro, director de derechos humanos para la Fundación Nacional Cubano Americana. Hemos de recordar que un día después de la videollamada de Biden, Rosa María Payá ofreció su testimonio ante el Subcomité para el Hemisferio Occidental, Seguridad Civil, Migraciones y Política Económica Internacional del Congreso de los Estados Unidos. Allí recomendó no negociar con el gobierno cubano y continuar imponiéndole sanciones, así como encontrar una solución no violenta, priorizando la protección de los civiles cubanos.

La noticia de la reunión de Mayorkas provocó la reacción del congresista Mario Díaz-Balart, quien desde su perfil de Twitter recordó que el presidente Biden aún no se ha reunido con los legisladores cubanoamericanos para conversar sobre la política hacia Cuba. Y ese tweet es un indicador del motivo de la reunión de Mayorkas: hacer tiempo y ayudar a limpiar un poco su imagen.

En primer lugar, porque la visita del Secretario a Miami se da en un contexto de fuertes críticas a su gestión. El Fiscal General de Arizona, Mark Brnovich, pidió esta semana su renuncia en una carta enviada al presidente Biden. Su pedido ha sido secundado por algunos congresistas y senadores.

¿La razón? La crisis en la frontera (que, siendo honestos, además de Mayorkas involucra directamente a la vicepresidenta Kamala Harris).

En el mes de julio la Patrulla Fronteriza detuvo a cerca de 200 000 personas cruzando la frontera estadounidense desde México, de ellos 19,000 menores no acompañados. Este número es el más alto de los últimos 21 años y ha provocado el colapso del sistema migratorio. La propuesta anunciada por la Administración esta semana es que se autorizará a los funcionarios encargados del asilo a aceptar o rechazar las solicitudes de protección de los inmigrantes poco después de que crucen la frontera, evitando los tribunales de inmigración. Se pretende además contratar a mil funcionarios de asilo adicionales y a otros mil miembros del personal de apoyo, según anunció Reuters.

Recordemos que justo tras las protestas en Cuba, Mayorkas dio unas desafortunadas declaraciones donde dejó claro que ni los migrantes cubanos ni los haitianos podrían entrar a los Estados Unidos de forma ilegal. Esto no sentó bien en la comunidad cubanoamericana, de la cual Mayorkas es miembro. El congresista republicano Steve Scalise fue uno de sus críticos, al decir quePensemos en el vergonzoso mensaje de la administración Biden de decirle a la gente de Cuba que no venga aquí cuando han abierto la frontera Sur“.

El viaje de Mayorkas a Miami, donde se reunió prácticamente con las mismas personas que ya el presidente Biden o el Congreso habían escuchado, no parece cumplir ningún objetivo práctico. Las sanciones que anunció hoy, tampoco. Sirve, eso sí, para darle un tono más amable a este funcionario, y para mantener el tema cubano en la agenda.

Más aún, Mayorkas posiblemente está siendo usando para “comprar tiempo” y dar un margen a que la Administración continúe trabajando en la revisión de su política hacia Cuba. Una vez terminada, no les quedará más remedio que hablar con los legisladores cubanoamericanos que, sin dudas, están ansiosos por participar.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Último minuto